El alemán, del equipo Red Bull, Sebastian Vettel se ha proclamado campeón del mundo de Fórmula 1 en el circuito Interlagos de Brasil. Lo tenía bastante fácil, no ha arriesgado, y con su 6ª plaza ha sido suficiente para hacerse con el título. Fernando Alonso, de Ferrari, que hizo segundo en este gran premio, se ha quedado a tan sólo 3 puntos del campeón.
En una carrera de infarto, por lo que se jugaban los pilotos y por la lluvia que iba y venía, los McLaren dominaron de principio a fin. Pero han tenido destinos distintos, Lewis Hamilton, tras una embestida de Nico Hulkenberg, tuvo que abandonar en el tramo final, y su compañero, Jenson Button se llevó la victoria. En segunda posición entraba Alonso, y completó el podio el otro piloto de Ferrari, Felipe Massa, que hizo un carrerrón arropando en todo momento al español.
En una salida mala de los Red Bull y buena de los Ferrari, los españoles veíamos cerca el título, pues Alonso se colocaba cuarto, y Vettel, tras ser arrollado por atrás por Bruno Sena, se caía al último puesto. Pero en pocas vueltas se colocó, de nuevo, entre los 10 primeros. A pesar de la lluvia, y el baile de tipos de neumáticos, la paciencia y la tranquilidad de Vettel le valió para no cometer ningún error, y llevarse el título.
Con este mundial, Sebastian Vettel se convierte en el piloto más joven con tres títulos. Y la escudería Red Bull, también ha conseguido el campeonato, seguida de Ferrari.
Con su tercer mundial Vettel se mete en el club de pilotos con 3 títulos, que está integrado por el británico Jackie Stewart, el austríaco Niki Lauda, el australiano Jack Brabham y los brasileños Nelson Piquet y Ayrton Senna. 
Un peldaño más arriba están los que tienen 4 o más mundiales, el alemán Michael Schumacher (6 triunfos), el argentino Juan Manuel Fangio (5) y el francés Alain Prost (4).