España y Holanda se juegan este domingo en el Soccer City de Johannesburgo el título de Campeón del Mundo de fútbol. La Roja y La Naranja, de aquí saldrá un campeón inédito, pero con un pequeña diferencia, para los españoles es su primera final, para los tulipanes es la tercera, ya jugaron en 1974 y 1978, y en ambas cayeron contra los anfitriones, Alemania y Argentina. En cuanto a los partidos anteriores disputados por ambas selecciones, poca historia hay. En la clasificación para el Europeo del 84 se enfrentaron en 2 partidos oficiales, con una victoria para cada una. En 2000 y 2002 jugaron dos amistosos con victoria para los holandeses.

¡Cómo cambian las cosas!, en anteriores partidos no, ahora sí, todos nos dan como favoritos, incluso personajes holandeses de renombre, Cruyff, Koeman, Van Nystelrooy (¡qué grandes jugadores!, elegancia y clase). Hasta las casas de apuestas, la victoria española se paga 1.43 a 1, si gana Holanda 2.43. De momento, creo que Luis Aragonés y Diego Maradona están callados.

 Arbitrará el partido el colegiado inglés Howard Webb, ya dirigió el primer partido de España en el mundial, el único perdido hasta el momento, Suiza 1 – España 0. También fue designado para la final de la Champions League, jugada en el Nou Camp entre el Inter de Milán y el Bayern de Múnich.

España jugará la final con la equipación de color azul. Ya en cuartos de final, contra Paraguay, utilizaron la camiseta azul y no les fue mal, se ganó 1-0. Eso sí, en caso de ganar, se pondrán La Roja para recoger la Copa del Mundo.
Ahora le toca el turno a la prensa holandesa para crear hostilidad y meter presión, ya han hecho un montaje colocando a Mark van Bommel en plan parodia de torear a España, hablan de revancha sobre la dominación de España sobre los Países Bajos durante el siglo XVI.  En el diario NRC.Next aparece este titular: “Lo hicimos en 1648, también lo podemos hacer en el 2010″, esto se refiere a la independencia de Holanda obtenida en el Tratado de Westfalia, terminando así una guerra entre ambos países de 80 años. Aunque tenemos la baza psicológica, en la traducción del himno holandés hay una parte que dice: “Al Rey señor de España, rendí yo siempre honor“. Pues que sigan las cosas igual.

En el partido de consolación por la tercera plaza, se impuso Alemania por 3-2 a la selección de Uruguay. Un gran encuentro, en el que volvió a marcar Forlán y Müller, con lo que los dos se coloca con 5 dianas  como máximos goleadores, empatado con Villa y Sneijder, el que marque de estos dos en la final se llevará el codiciado trofeo. Sigo pensando que el holandés no se lo merece, le han sumado uno en propia meta de un rival. Forlán, con el tiempo del partido por el tercer puesto ya finalizado, estrelló un balón en el poste germano de falta directa, un espléndido jugador que sí merece llevarse algo de este mundial.  El alemán Thomas Müller se llevará el premio al mejor jugador joven. Por lo que el pichichi será para nuestro gran Villa, que batirá a Holanda…, sin duda.

En el último entrenamiento de la selección en el escenario de la final no se pudo intuir cúal sería el once titular. Hay 10 que parecen fijos, la última plaza la disputan Torres, Pedro, Silva o Cesc, por el rendimiento en el partido contra Alemania podríamos pensar que saldrá Pedro de inicio. Lo que está claro es que, a estas alturas, lo que decida Del Bosque será lo correcto, merecido se lo tiene. Éstas son sus palabras:  “Sé que una final de la Copa del Mundo no se disputa todos los días. Es lo máximo a lo que puedo aspirar, aunque me hubiera gustado más estar en este partido como jugador que como seleccionador. Aun así, me conformo”. 

El equipo que gane la final se colocará primero en el ranking de la FIFA de selecciones, que en estos momentos está encabezada por Brasil. España ocupa la segunda posición y Holanda la cuarta.

Según la FIFA, a partir de este mundial, el capitán de la vigente campeona del mundo dejará sobre el césped del campo donde se juegue la final, el trofeo de la Copa del Mundo. De esta manera, justo antes del comienzo del España-Holanda, entrará en el campo Cannavaro, capitán de Italia, y dejará la copa en el medio de los dos equipos, que uno de ellos se la llevará al término de los 90 minutos.

¡Que dios reparta suerte!, y que toda vaya para España. Sólo nos queda un último peldaño, y hay que subirlo. Estar donde está nuestra selección es todo un éxito, pero, ahora, sólo nos vale ser campeones, no nos conformamos con la medalla de plata, hemos esperado mucho y sufrido mucho. Es nuestra hora, es la hora de España. ¡A por ellos!.

Actualizado:

Once titular España: Casillas, Sergio Ramos, Piqué, Puyol, Capdevila; Busquets, Xabi Alonso, Xavi, Iniesta, Pedro y David Villa.