Maratón y 10.000

Mo Farah entrando en meta

En la primera jornada del Mundial de Atletismo de Pekín 2015 ya se han disputado dos importantes finales, maratón y 10.000 metros.

Son las dos pruebas de carreras más largas, las de fondo, la maratón y la de diez mil, ésta la de largo recorrido en las pistas. En la primera se ha impuesto el joven eritreo Ghirmay Ghebreslassie, y Mo Farah ganó en la pista.

El británico Farah, de origen somalí, era el gran favorito, y no hubo sorpresa en la carrera de 10 km. Sí hubo tropezones y codazos, sobre todo entre los cinco primeros, que mediada la prueba crearon el grupo de cabeza y siempre fueron muy juntos hasta los últimos metros. Estos 5 magníficos fueron: Mo Farah, Geoffrey Kipsang Kamworor, Paul Kipngetich Tanui, Bedan aroki Muchiri y Galen Rupp, que entraron por ese orden. Al vencedor siguieron tres keniatas y cerró el grupo el estadounidense Rupp en quinto lugar.

Mo Farah tiene todo a su favor para volver, por cuarta vez consecutiva, a hacer doblete. Dentro de unos días disputará los 5.000 metros, y también parte como favorito. Este doblete ya lo logró en los Juegos de Londres, en el Mundial de Moscú y en los Europeos de Zurich.

Lamentablemente no todo es color de rosa para este gran campeón, pues en los últimos tiempos su entrenador Alberto Salazar está siendo acusado de dopar a varios de sus atletas.

Otra nota pésima para el atletismo es el positivo, ¡y ya van 4!, de la plusmarquista de 100 m. vallas Josephine Onyia después de los campeonatos de España a principios de agosto. Ya no ha viajado con el equipo a Pekín.

Maratón y 10.000

Ghebreslassie portando su bandera en meta

Donde sí hubo sorpresa fue en la maratón, ganada por un Ghirmay Ghebreslassie de 19 años. Es el vencedor más joven en ganar una prueba en ruta de un mundial, y es el primer eritreo en ganar una medalla de oro para su país en unos mundiales. Las otras dos medallas fueron para el etíope Yemane Tsegay y el ugandés Solomon Mutai. No fue una carrera rápida, en donde el ganador hizo un tiempo de 2h.:12:28.

En cuanto a los dos españoles, una de cal y otra de arena. Javier Guerra entró en 13ª posición, lo que le da el pasaporte directo para los Juegos de Río 2016. En unas condiciones ambientales duras, calor y contaminación, agravadas por problemas estomacales y pulsaciones por encima de lo normal, Carles Castillejo no pudo terminar la carrera. Esperemos que se reponga a este varapalo, y siga dando entrenando duramente. No hay que olvidar que hace un año y medio pasaba por el quirófano para ser operado de su tendón de aquiles.